Todos los 15 de octubre desde 2008  se celebra el Día Mundial del Lavado de Manos con agua y jabón bajo el auspicio de Naciones Unidas. Y como queda poquito para que llegue la fecha que este año cae en sábado, he pensado que un lunes cualquiera es bueno para empezar hacer ruido. Es curioso ver cómo iniciativas como la de la marca de jabones Lifebuoy que se lanzó en la inglaterra de 1894 para frenar un brote de Cólera, siguen siendo válidas casi dos siglos después: en 2014 el Ministerio de Sanidad de Ghana utilizó la promoción del lavado de manos con jabón como lucha contra un brote de esta misma enfermedad. Asegurarse que todo el mundo tiene una barra de jabón a su alcence para lavarse las manos ayuda a detener la expansion de enfermedades frenando así el riesgo de pandemias. Está demostrado que en todos los países donde ha crecido el uso de jabón, se ha reducido el índice de mortalidad infantil. ¿Por qué? Porque reducir el índice de mortalidad infantil es posible introduciento simples hábitos de higiene. En general, el problema no reside en la falta de acceso al jabón sino en el escaso hábito del lavado de manos. Incluso en el país del mundo con menor índice de consumo de jabón, Etiopía, ya hay barras de jabón disponibles en el 50% de los hogares. A nivel mundial, las estadísticas muestran que 4 de cada 5 personas no se lava las manos después de ir al baño.

En el video que comparto abajo, Myriam Sidibe, experta en salud pública, nos presenta con claridad un argumento inteligente a favor de las asociaciones público-privadas para promover manos limpia y así luchar contra la mortalidad infantil. El arma secreta no es otra que una simple barra de jabón.

video myriam sidibe el poder de lavarse las manos con jabón

Y es que a veces, a grandes males se les pueden dar remedios simples

Si quieres conocer otras iniciativas donde el jabón ha sido un arma de acceso a la igualdad, supervivencia y dignidad, puedes consultar este post que escribí sobre una cooperativa mujeres sirias que en época de guerra siguen produciendo jabón de Alepo.

Desde esta pequeña ventana al mundo, y a sabiendas que llego a un número muy limitado de gente, me hace muy feliz poder ayudar a difundir este tipo de iniciativas. ¡Feliz día y a celebrarlo con una lavado de manos con agua y jabón!

header_memimolab_logo_new_

Pin It on Pinterest

Share This